UCSH
4 de años Acreditación
Sala de Prensa

Dirección de Comunicaciones

Detalle de Noticia

Se informa a la Comunidad Universitaria

Respecto de la situación en que se encuentra la Toma de nuestras dependencias, compartimos lo siguiente:

13/06/2016

El jueves 9 de junio, en sesión extraordinaria, el Consejo Universitario acordó que sus miembros electos por los académicos  y el personal de gestión, buscarían una nueva instancia de diálogo con los estudiantes movilizados, situación que se hizo efectiva la tarde de ese mismo día.

El viernes 10 de junio, en una nueva sesión extraordinaria, los representantes antes mencionados informaron al Consejo Universitario la conversación sostenida con los estudiantes. Posteriormente, este Consejo acordó iniciar el sábado 11 de junio, a partir de las 15:00 horas en adelante, una negociación  entre las autoridades de la Universidad y los representantes de los estudiantes, de manera continua hasta el día domingo 12 de junio, con el propósito de que la Casa Central y San Isidro fueran entregadas y reiniciar el día lunes 13 de junio las actividades tanto administrativas como académicas. Para este efecto se conformó una Comisión de Representantes, la que se reunió con los estudiantes el día sábado a las 15:00 horas, en la Casa Central.

El sábado 11 de Junio se lleva a cabo la reunión entre los representantes de la Asamblea de Estudiantes y la Comisión de Representantes de la UCSH, en la que los estudiantes proponen las siguientes condiciones para iniciar el diálogo: recalendarización del semestre académico; no realizar sumarios ni persecución contra los estudiantes; establecer un calendario de conversaciones en toma, los días lunes 13, miércoles 15 y viernes 17 de junio; e incorporar entre los representantes de la Universidad al Rector, un representante de los salesianos y un representante del Consejo Universitario. Por su parte, la Comisión de  Representantes de la UCSH les señala tener carácter resolutivo solo con relación a los puntos del petitorio, por lo que solicitan que los estudiantes se pronuncien respecto de si una vez logrado acuerdo en los tres primeros puntos de éste, los otros puntos del petitorio se conversarán en condiciones de normal funcionamiento de las actividades académicas y administrativas de la Universidad. Se acuerda que ambas partes realizarán las consultas respectivas, haciendo llegar la respuesta el día domingo 12 de Junio, a través de los secretarios de actas.

El domingo 12 de junio, a mediodía, la Universidad propone continuar la conversación con los estudiantes en los siguientes términos:

-          Se discutirán los 3 primeros puntos del petitorio los días lunes 13, martes 14 y miércoles 15, en la mañana de 9:30 a 13:00 horas, de modo que en las tardes los estudiantes puedan realizar sus asambleas.

-          Al término del día miércoles 15, y habiéndose logrado acuerdos, los estudiantes depondrán la toma y entregarán las sedes para normalizar las actividades de la Universidad a partir del día jueves 16.  En caso contrario, la Universidad entenderá terminadas las conversaciones.

-          Los demás puntos del petitorio serán trabajados con la Universidad normalizada en todas sus actividades académicas y administrativas, en un calendario definido de mutuo acuerdo.

-          Una vez normalizadas las actividades se recalendarizará el término del semestre.

-          La Universidad reitera que nunca ha habido, no hay, ni habrá persecución política a los estudiantes. Y por ello no habrá sumarios por la movilización estudiantil, salvo la existencia de daños al patrimonio institucional y de los funcionarios (daños, robos, hurtos).

-          La Comisión representante de la Universidad mantendrá sus 6 integrantes que iniciaron la conversación el día 11 de junio.

El mismo domingo 12 de junio, la asamblea de estudiantes informa que en caso de llegar a un acuerdo en relación a los 3 puntos principales del petitorio, se haría entrega de las dependencias tomadas  sin reanudar las actividades académicas de manera normal y no aceptando los términos del diálogo propuestos por la Universidad, anteriormente indicados.

Frente a esta situación, la Universidad reitera su disposición a continuar dialogando con los estudiantes, pero en condiciones de normal funcionamiento administrativo y académico. Es por ello que reitera su decisión de normalizar sus actividades, aplicando las medidas que sean necesarias para ello, de acuerdo a las facultades que otorga su normativa interna en materia de responsabilidad y convivencia universitaria.

 

RECTORÍA

El jueves 9 de junio, en sesión extraordinaria, el Consejo Universitario acordó que sus miembros electos por los académicos  y el personal de gestión, buscarían una nueva instancia de diálogo con los estudiantes movilizados, situación que se hizo efectiva la tarde de ese mismo día.

El viernes 10 de junio, en una nueva sesión extraordinaria, los representantes antes mencionados informaron al Consejo Universitario la conversación sostenida con los estudiantes. Posteriormente, este Consejo acordó iniciar el sábado 11 de junio, a partir de las 15:00 horas en adelante, una negociación  entre las autoridades de la Universidad y los representantes de los estudiantes, de manera continua hasta el día domingo 12 de junio, con el propósito de que la Casa Central y San Isidro fueran entregadas y reiniciar el día lunes 13 de junio las actividades tanto administrativas como académicas. Para este efecto se conformó una Comisión de Representantes, la que se reunió con los estudiantes el día sábado a las 15:00 horas, en la Casa Central.

El sábado 11 de Junio se lleva a cabo la reunión entre los representantes de la Asamblea de Estudiantes y la Comisión de Representantes de la UCSH, en la que los estudiantes proponen las siguientes condiciones para iniciar el diálogo: recalendarización del semestre académico; no realizar sumarios ni persecución contra los estudiantes; establecer un calendario de conversaciones en toma, los días lunes 13, miércoles 15 y viernes 17 de junio; e incorporar entre los representantes de la Universidad al Rector, un representante de los salesianos y un representante del Consejo Universitario. Por su parte, la Comisión de  Representantes de la UCSH les señala tener carácter resolutivo solo con relación a los puntos del petitorio, por lo que solicitan que los estudiantes se pronuncien respecto de si una vez logrado acuerdo en los tres primeros puntos de éste, los otros puntos del petitorio se conversarán en condiciones de normal funcionamiento de las actividades académicas y administrativas de la Universidad. Se acuerda que ambas partes realizarán las consultas respectivas, haciendo llegar la respuesta el día domingo 12 de Junio, a través de los secretarios de actas.

El domingo 12 de junio, a mediodía, la Universidad propone continuar la conversación con los estudiantes en los siguientes términos:

-          Se discutirán los 3 primeros puntos del petitorio los días lunes 13, martes 14 y miércoles 15, en la mañana de 9:30 a 13:00 horas, de modo que en las tardes los estudiantes puedan realizar sus asambleas.

-          Al término del día miércoles 15, y habiéndose logrado acuerdos, los estudiantes depondrán la toma y entregarán las sedes para normalizar las actividades de la Universidad a partir del día jueves 16.  En caso contrario, la Universidad entenderá terminadas las conversaciones.

-          Los demás puntos del petitorio serán trabajados con la Universidad normalizada en todas sus actividades académicas y administrativas, en un calendario definido de mutuo acuerdo.

-          Una vez normalizadas las actividades se recalendarizará el término del semestre.

-          La Universidad reitera que nunca ha habido, no hay, ni habrá persecución política a los estudiantes. Y por ello no habrá sumarios por la movilización estudiantil, salvo la existencia de daños al patrimonio institucional y de los funcionarios (daños, robos, hurtos).

-          La Comisión representante de la Universidad mantendrá sus 6 integrantes que iniciaron la conversación el día 11 de junio.

El mismo domingo 12 de junio, la asamblea de estudiantes informa que en caso de llegar a un acuerdo en relación a los 3 puntos principales del petitorio, se haría entrega de las dependencias tomadas  sin reanudar las actividades académicas de manera normal y no aceptando los términos del diálogo propuestos por la Universidad, anteriormente indicados.

Frente a esta situación, la Universidad reitera su disposición a continuar dialogando con los estudiantes, pero en condiciones de normal funcionamiento administrativo y académico. Es por ello que reitera su decisión de normalizar sus actividades, aplicando las medidas que sean necesarias para ello, de acuerdo a las facultades que otorga su normativa interna en materia de responsabilidad y convivencia universitaria.

 

RECTORÍA